MAIRENA DEL ALJARAFEMUNICIPIOSSUCESOS

El incendio de una tienda de motos del Polígono PISA provocó varias explosiones

La alarma sonó a las 02.15 horas de la madrugada del sábado en el parque de bomberos de Mairena del Aljarafe. Un incendio de grandes dimensiones en un establecimiento del Polígono PISA encendía todas las alarmas y, como en todas las llamadas, los bomberos nunca saben lo que les espera ni cuando volverán al parque.

Las llamas del suceso se veían desde lejos, tanto que alertó a los vecinos de las inmediaciones del Aljarafe y dieron la voz de alarma. Así, hasta el lugar de los hechos acudieron bomberos de Mairena del Aljarafe, Santiponce y la provincia, además de la Policía y la Guardia Civil.

Explosiones y humo, una combinación mortal con la que tuvieron que lidiar los bomberos a su llegada al suceso. Una tienda de motos eléctricas estaba ardiendo y el peligro se palpaba en el ambiente. Numerosas explosiones motivadas por las baterías de los vehículos que allí se encontraban y un fuego que se propagaba rápidamente por culpa de la gasolina de los depósitos de las motocicletas.

Una de las botellas de gas.

Una lucha ‘infernal’ contra el fuego en la que además estaba el problema de las baterías, que tienen componentes «Litio» (un metal que arde por encima de los 1200 Cº) y cuando entraba en contacto con el agua durante la intervención reaccionaba «muy violentamente», explicaron los bomberos a Aljarafe Informa. Así que mientras sofocaban las llamas tenían que ir controlando cada manguerazo de agua.

Además de estos detalles tan peligrosos, en el interior del establecimiento también había dos botellas de gas, una de Helio que los profesionales pudieron salvar y otra de un gas que se desconoce porque explotó y salió disparada chocando contra una nave que hay a 40 metros del suceso. Un proyectil mortal que por suerte no hirió a nadie, aunque sí dejó secuelas en la pared con la que impactó.

Secuelas del impacto de una botella de gas.

A pesar del peligro que reunió este incendio, los bomberos consiguieron sofocarlo a las 06.30 horas, tras cuatro intensas horas de trabajo. A las 9.15 horas del sábado, la Policía Judicial les reclamó de nuevo porque la zona todavía humeaba y querían asegurarse de que el fuego no se volvería a propagar. Ya están investigando las causas del suceso.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar